CargandoCargandoCargandoCargando

CargandoCargandoCargandoCargando

CargandoCargandoCargandoCargando

CargandoCargandoCargandoCargando

CargandoCargandoCargandoCargando

CargandoCargandoCargandoCargando

Un Dios dispuesto

No te muevas de tu temporada, no te muevas de tu lugar, porque nuestro Dios es un Dios dispuesto.

14 dic. 2023

Motivación

Reflexión

No te muevas de tu temporada, no te muevas de tu lugar, porque nuestro Dios es un Dios dispuesto.

Compartir

Hay una historia muy interesante en la Biblia, acerca de una familia que vivía en un pueblo que estaba en crisis. Había hambre severa y condiciones pésimas de vida. Esta historia es la historia del libro de Rut.

Rut 1:1 (NTV): "En los días en que los jueces gobernaban Israel, un hambre severa azotó la tierra. Por eso, un hombre de Belén de Judá dejó su casa y se fue a vivir a la tierra de Moab, junto con su esposa y sus dos hijos."

En este versículo anteriror, vimos como Dios no les había dicho que se movieran de su tierra, y ellos aún así emigraron. Hoy el Señor nos recuerda, que no debemos movernos de donde estamos, si Él no nos lo indica. Él siempre está dispuesto a ayudarnos, aún cuando hay una crisis en nuestra tierra, pero debemos confiar en Él, y en el plan perfecto y de bienestar que nos ha prometido.


Sin embargo, si te has movido de un lugar y Dios no te lo indicó, el Señor hoy te recuerda que Él está contigo y está dispuesto a ayudarte.
 

El caminar en Dios a veces es dificil, pero hoy el Señor te dice que:

1) Está dispuesto a guiarte en el camino de bendición que ha preparado para ti, porque Él lo ha prometido.

Génesis 26:24 (NTV): "Esa noche se le apareció el SEÑOR, y le dijo: «Yo soy el Dios de tu padre Abraham. No temas, que yo estoy contigo. Por amor a mi siervo Abraham, te bendeciré y multiplicaré tu descendencia»."

2) Él está dispuesto a traer ayuda a tu vida, sin importar que tan difícil se vea tu temporada:

1 Reyes 17:13-14 (NTV): "―No temas —le dijo Elías—. Vuelve a casa y haz lo que pensabas hacer. Pero antes prepárame un panecillo con lo que tienes, y tráemelo; luego haz algo para ti y para tu hijo. Porque así dice el SEÑOR, Dios de Israel: “No se agotará la harina de la tinaja ni se acabará el aceite del jarro, hasta el día en que el SEÑOR haga llover sobre la tierra."

Solo recuerda, obedecerle y esperar en Él.

3) Él está dispuesto a caminar contigo en medio de todas las circunstancia:

Isaías 43:2 (NTV): "Cuando cruces las aguas, yo estaré contigo; cuando cruces los ríos, no te cubrirán sus aguas; cuando camines por el fuego, no te quemarás ni te abrasarán las llamas."


Él estará contigo, en medio de las situaciones en las que sientes que te ahogas. Dios estará contigo incluso cuando nos "lleve el río", o caminemos por temporadas que quemas y hieren, Él estará presente.


Por último, en Salmos 56:3-4 dice: "En el día en que temo, yo en ti confío. En Dios, cuya Palabra alabo, en Dios confío. No temeré. ¿Qué me puede hacer el mortal?"


Así que, no te muevas del lugar donde Dios te tiene, porque Él ha dispuesto un plan de bienestar para tu vida, pero si te has movido, hoy el Señor trae misericordia para ti. No temas en el mal día, porque Dios está contigo y está dispuesto a cruzar contigo todas las temporadas de tu vida.

Blog

Tambien te pueden gustar